Electropneumática1

pneusim1 esEsta instalación de PL-Sim simula un banco para prácticas de electroneumática. Está compuesto por tres cilindros neumáticos de doble efecto (A, B y C) controlados cada uno de ellos por un distribuidor 5/2 biestable. El mando de los distribuidores es de tipo eléctrico, y cada uno de ellos va provisto de un solenoide para el avance (A+, B+ y C+) y de uno para el retroceso (A-, B- y C-). Todos los cilindros van equipados con finales de carrera de vástago retraído (a0, b0 y c0) y de vástago extendido (a1, b1 y c1). Los finales de carrera de los cilindros y los solenoides de los distribuidores disponen de pilotos luminosos, indicadores de estado. El encendido del piloto indica la actuación del final de carrera o la activación del solenoide. Los distribuidores van provistos de pulsadores para el accionamiento manual.

A partir de una condición de cilindro con final de carrera negativo (vástago retraído), la activación del solenoide positivo (avance) hace conmutar el distribuidor, y el aire comprimido puede entrar en la cámara positiva (para el avance) del cilindro y salir de la negativa (para el retroceso). El vástago se moverá, abandonando el final de carrera negativo. A continuación, recorriendo la carrera positiva, alcanzará el final de carrera positivo (vástago extendido). Por el contrario, la activación del solenoide negativo conmuta otra vez el distribuidor y el aire comprimido puede fluir, en esta ocasión hacia la cámara negativa al salir de la positiva. El vástago se moverá, abandonando el final de carrera positivo; y tras realizar la carrera negativa, alcanzará el final de carrera negativo.

En cuanto se ha activado un solenoide, el distribuidor conmuta y, al ser biestable, permanece en aquella posición, aunque se corte la alimentación al solenoide, hasta que no se activa el solenoide opuesto. La actuación simultanea de los dos solenoides conduce a la indeterminación del estado del distribuidor y por consiguiente de la posición del cilindro, y constituye una condición que debe evitarse en la programación del PLC. Por otro lado, la actuación de un solenoide cuando ya esté activo el opuesto, no hace conmutar el distribuidor, que se mantiene en su estado hasta que se suprime la activación del segundo solenoide.

Los botones de control situados a los lados de cada distribuidor permiten la conmutación manual y por ello resultan útiles en la fase de puesta a punto del programa. Pulsando estos botones pueden hacer conmutar el distribuidor, haciendo que el cilindro ejecute la carrera positiva o la negativa.

Deja un comentario

^